Diseño de portada: INÉS PRADILLA sobre una Fotografía de JOSÉ MARÍA PÉREZ FERNÁNDEZ

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Necesitáis personas como yo... Necesitáis personas como yo para señalarlas con el dedo y decir: Ese es el malo... Y eso, ¿en qué os convierte a vosotros? ¿En los buenos?... No sois buenos... Simplemente sabéis esconderos. Sabéis mentir... Yo no tengo ese problema. Yo siempre digo la verdad, incluso cuando miento:

Tony Montana
Cómo ha cambiado irremediablemente mi vida. Siempre es el último día de verano y me he quedado fuera en el frío sin una puerta para volver a entrar. A lo largo de mi vida he dejado pedazos de corazón aquí y allí y ahora apenas me queda el suficiente para seguir viviendo. Pero fuerzo una sonrisa, sabiendo que mi talento sobrepasaba con mucho mi ambición. Ya
no hay caballos blancos ni mujeres guapas en mi puerta:

Georges Jung

miércoles, 30 de abril de 2014

Cancha (2):

Estos son los cuadernos de bitácora que me han dado cancha estos últimos días:

Empiezo por un blog que sube uno de mis poemas (El cascabel del sonajero), clips de vídeo y de audio y más cosas:


Sigo con un blog que sube uno de mis poemas, un poema poco conocido (Piedras):


Sigo con dos blogs en donde se me menciona a propósito de dos antologías de poesía (En legítima defensa y Diva de mierda):



Otra mención en este blog:


Y finalizo con un blog en el que se anuncia mi último libro:


A todos ellos, como siempre, Muchas Gracias.

Y aprovecho para dejarte con el cartel de la próxima presentación de El lenguaje de los puños. Antología crítica de la poesía de David González, que tendrá lugar el próximo 8 de mayo en Gijón, en la librería La buena letra, y en la que me acompañará la poeta Vanessa Gutiérrez. El cartel, que acabo de hacer, es un poco chapuza, pero cumple con su cometido: el de informar:






Luis Miguel Rabanal: Tres inhalaciones (1):

La calidad poética de Luis Miguel Rabanal es, creo yo, incuestionable a la par que constante. Viene a reafirmarlo una vez más su nuevo trabajo: Tres inhalaciones. Poesía íntima, dolorosa, meditativa.  Poesía de altura. El poemario se compone de varias secciones, así que en este primer post te dejo con dos poemas de la primera de ellas: Las luces largas:


Doblas los puños del
jersey y creas un destino
heterogéneo que no
arda. Ver cómo se
perpetuan los actos
asustados, contar las
horas que suenan en 
tu voz. Más adentro,
más en tu misma sed
inadvertida, se articulan
los gestos que no son,
los que no caben.
Doblas tu vida como
se resarce uno de
derrumbes, a veces
preguntas quién es el
que faltaba. El que ya
no abre más la puerta.



Colocar así y no de otra
manera las rodillas, las
piernas no sobresaldrán
más que lo justo, venir
deprisa para toparse
entonces con la culpa.
Buscar el punto exacto,
se estará bien hasta
que anule el destello
cuanto tenga que anular.
Despojarse de la ropa y
que bajo la desnudez
asome su conflicto.



Luis Miguel Rabanal. Tres inhalaciones. Amargord Ediciones, 2014. Diseño de portada: Juan Manuel Macías.


Teo Hernando: NNW (1):

Teo Hernando es un fotógrafo, un gran fotógrafo debería añadir (como enseguida vas a ver), con el que he tenido la suerte de trabajar en alguna que otra ocasión. Acaba de editar un trabajo consistente en cinco cuadernillos, auténticas piezas de coleccionista (de hecho la edición está limitada a 117 ejemplares), con varias fotografías en cada cuadernillo. El trabajo se titula NNW y cada cuadernillo lleva un título al que atienden temáticamente las imágenes. Así, el primero de ellos se titula: Lo interpuesto. De aquí proceden las 2 fotografías que he escogido. En próximos post, iré subiendo imágenes del resto de cuadernillos.


Fotografía de Teo Hernando


Fotografía de Teo Hernando


martes, 29 de abril de 2014

Paloma Corrales: el runrún de las palabras: Presentación en Madrid:

Mañana: 30 de abril: en Madrid: a las 19.30h: en el Café Comercial: con presentación  a cargo de Elvira Daudet: y música de Chema Atosca:  Paloma Corrales, poeta, dará a conocer su poemario el runrún de las palabras, recién publicado en Ediciones La Baragaña:



Como aún no he podido hacerme con un ejemplar de este poemario, el runrún de las palabras, te dejo con un poema de Paloma Corrales que he extraído de su blog y con este enlace al blog Apología de la luz donde puedes leer 






ALGO

Una cosa antes del poema.
David González.

algo antes del poema,
como una muerte súbita
de todo lo soluble,
como una procesión de ojos
para una niña muda,

algo antes del poema,
como para ensayar la filigrana
de un gesto dividido,

la voluntad
de otro tatuaje,

la voz que nos reúne,

algo antes del poema,
por la mente,
por la piel,
algo para tejer helechos algo;

no somos sino huérfanos de vida.


Paloma Corrales.

Antonio Fernández Molina: Breve antología poética (y 2):



NO APAGASTE LA LLAMA

Los fantasmas desayunaron
donde fuera imposible colocar esta vela,
donde las ortigas poseen el afán
de crecer en las rendijas
sobre las losas de los sepulcros.
Pienso en lo que soñará el porvenir.
En mi desgraciada vida colmada.
En el fuego de mi entusiasmo
y en el líquido sin color de algunas decisiones.

Arrastra las alpargatas
sobre las simientes del palacio.
Los monstruos apacientan entre las multitudes.
Deja que el musgo crezca sobre tu rostro.
Deja que la pálida mariposa
surja del forro del chaleco de un sueño.
Pagaste tu destino.
No apagaste la llama.


Antonio Fernández Molina. Breve antología poética. Ediciones del 4 de agosto, mayo 2013. Selección y prólogo: Raúl Herrero.


lunes, 28 de abril de 2014

Aquel agosto de nuestras vidas y 100 balas de plata clandestinas (2): Un poema de Juan Pardo Vidal & otro de Carmen Beltrán Falces:

ESPERANZA

No.
Ya no quiero que nadie
me cuente las cosas que duelen,
los golpes que dieron los años en la sien,
las veces que el tiempo, disfrazado de invierno,
les hizo las promesas que luego incumplió.

Prefiero que hoy alguien me cuente al oído
que cada noche, al cerrar los ojos,
soñaré con amanecer en calles muy cálidas,
que recorreré sonriendo el camino
hacia un hogar siempre seguro,
que me sonreirán las líneas de las aceras
cuando camine,
y que cada vez que pronuncie su nombre
despertaré en un futuro muy sencillo.


Juan Pardo Vidal.




PECADO ORIGINAL

La juventud es una enfermedad dolorosa.
A nosotros tan jóvenes y tan bellos,
tener tanta suerte nos parecía una injusticia.
Para paliarla, castramos nuestra felicidad.
Temíamos que si abusábamos de ella
nuestra fortuna desaparecería.
Dormimos las mariposas de nuestros vientres
y descubrimos en la tristeza
el más confortable de los refugios.
La buscamos en nuestras pieles
y en las de otros enfermos como nosotros.
Mezclando nuestra humedad
nos contagiábamos.
Vivíamos tristes como niños sin madre,
desafiando a toda lógica
y sin comprender aún
que quizá envejecer consista
en perderle el miedo a ser feliz.


Carmen Beltrán Falces.


Varios Autores. Aquel agosto de nuestras vidas y 100 balas de plata clandestinas. Ediciones del 4 de agosto, septiembre 2012. Introducción y selección: Ignacio Escuín Borao. Ilustración: Enrique Cabezón.


Mario Crespo: La 4ª (1):

Da gusto empezar la semana con el novelista, y amigo, Mario Crespo y su última novela: La 4ª. He de decir que recibí este libro el pasado viernes, a eso de las once de la mañana, y me sucedió lo que a uno de los narradores de esta historia, y cito: Nada más leer el primer párrafo se despertó en mí un ansia voraz por seguir leyendo... En efecto, eso me sucedió. Así que no solté el libro hasta que lo terminé de leer, a eso de la medianoche. Lo disfruté realmente. Mario Crespo es, sin duda, un narrador de primer orden y en esta obra lo demuestra claramente. No resulta fácil hacer que tu personaje principal pase de los pasos de Semana Santa de una ciudad de provincias al submundo de las drogas en una capital y de ahí a EEUU y a la fundación de una iglesia y a un final, en mi opinion, redondo. El lenguaje es cercano, familiar, sobrio, eficaz, el instrumento perfecto para narrarnos una historia de ficción que a todos los lectores, y más en estos tiempos, les resultará familiar, real, de plena actualidad. En resumen: Mario Crespo se consolida como uno de los novelistas más sólidos del panorama narrativo español. Uno de los que más futuro tienen. Y para que lo compruebes por ti mismo, te dejo, en este primer post, con los dos párrafos de apertura de esta obra: La 4ª:



   Lo que más me dolió fue que mi padre no quisiese escucharme cuando le advertí que desfilar en aquella procesión resultaría peligroso. Como de costumbre, cerró el debate de manera unilateral, con una sonrisa altiva y su clásica frase: "tú vives en otro mundo".
   Por entonces yo ya era capaz de predecir sucesos futuros. Sin embargo, aquel Domingo de Ramos no tuve presentimiento alguno; fue el sentido común lo que me hizo entender que un peligro sordo se cernía sobre el desfile, o más bien sobre las consecuencias de participar en él: procesionar con trece años por las calles de una capital de provincias perdida en el mapa, junto a tu padre, en una procesión similar a una romería en la que los niños, generalmente menores de diez años, acompañan a Jesús con palmas y ramas de olivo, me convertiría en el hazmerreír de la clase si mis compañeros me veían. Especialmente un grupo concreto de ellos. Era nuevo en el colegio y tenía dificultades para integrarme en una sociedad donde los apellidos funcionaban como títulos nobiliarios y yo era un simple plebeyo. Por si esto fuera poco, mi actitud defensiva me había conducido a granjearme la enemistad de los matones de mi clase, que llevaban meses intentando cazarme.



Mario Crespo. La 4ª. Ediciones Lupercalia, abril 2014. De la ilustración de cubierta: José Mesa.

domingo, 27 de abril de 2014

En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis (6): 1 poema de Fran Nuño & otro de Carmen Ramos:

Mañana, en Sevilla, una nueva presentación de la antología En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis. Te dejo con un poema de Fran Nuño y con otro de Carmen Ramos:


ASÍ HOY

Así hoy.

Como si,
sin pausa alguna,
te pisotearan la mano
con la que únicamente
te sujetas a aquello
por donde una vez
pudiste incluso caminar.

Así hoy.

Como si te empujaran
a ese abismo
del que en un tiempo
ni siquiera supiste
en qué lugar se hallaba.

Así hoy.

Como si te gritaran a la cara,
con voces imperiosas,
todas tus debilidades,
esas mismas que ayer
conseguiste sortear.

Así hoy.
Así todos los días.


Fran Nuño.




ALGUNAS CUESTIONES IMPORTANTES

¿Por qué lo llaman amor cuando
quieren decir sexo?

¿Por qué lo llaman amor cuando
quieren decir estafa?

¿Por qué lo llaman contrato
cuando quieren decir explotación?

¿Por qué lo llaman paridad cuando
quieren decir trampa?

¿Por qué lo llaman presunto cuando
quieren decir ladrón?

¿Por qué lo llaman política cuando
quieren decir mercado?

¿Por qué lo llaman inmigrante cuando
quieren decir enemigo?

¿Por qué lo llaman Tratado cuando
quieren decir G-20?

¿Por qué nos llaman locos cuando
quieren decir sensatos?

¿Por qué lo llamamos invierno cuando
queremos decir tristeza?

¿Por qué lo llamamos amor?


Carmen Ramos.


Varios Autores. En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis. Bartleby Editores, 2º edición, 2014. Prólogo de Antonio Gamoneda. De la fotografía de portada: Manuel Gil.


Marçal Font: Frutos del desguace (1):

Marçal Font es un crack. Así de claro. Lo vi y escuché recitar en Málaga y aluciné. Fuerza, Voz y el punto justo de Interpretación. Allí me pasó este Frutos del desguace, su poemario con Ya lo dijo Casimiro Parker, que viene con un CD, lo cual es cojonudo pues así puedes escucharle recitar con su propia voz. Algunos de los poemas de este libro tienen los versos muy, muy largos, y como no quiero cortarlos ni tampoco utilizar una letra demasiado pequeña, te dejo con el poema Después de la rabia y con un clip de video en el Poetry Slam de Barcelona:



DESPUÉS DE LA RABIA

Y después de la rabia.
Una lágrima rozando la caída,
recuerdo de la sumisión del hielo al calor.
La pesada digestión del orgullo.
La frustración de aquel nunca más.
Después de la rabia.
La gravedad del alma.
La espesura en los pasos.
la mirada rencorosa de la serenidad.
La capacidad de reacción,
de rectificar como aquellos
los sabios.
Después de la rabia.
Sólo cabe seguir amando.



Marçal Font. Los frutos del desguace. Ya lo dijo Casimiro Parker, 2013. 





sábado, 26 de abril de 2014

Óscar Zeta Acosta: La revuelta del pueblo cucaracha (y 2):



   EL DÍA QUE MURIÓ Robert se había estado metiendo barbitúricos con vino y después se quedó dormido como un tronco durante unas horas. Cuando se despertó estaba listo para más. Pero primero bajó a Cronie`s, en el bulevar Whittier, el Sunset Strip chicano. Allí cada puerta es un bar, una casa de empeños o una licorería. Los chulos merodean a su aire por el asfalto decorado con vómitos y mierda de perro. Si te metes en East LA, te metes en El Bulevar. Coños, priva y mota. Los policías que hay en cada esquina dan igual. La pasma, la placa, la chota, los marranos, la jura o simplemente el cerdo de toda la vida. Los eternos enemigos del pueblo. La comisaría del shérif de East LA está sólo a tres manzanas de la calle Tercera, justo al lado de la autopista de Pomona. Del blocao salen los agentes en equipos de dos "¡Para Servir y Proteger!". Siempre con porras de noventa centímetros y los walkie-talkies en la mano; siempre con sus cascos grises, escopetas en el coche y Magnums 357 en sus fundas.
   El vato loco ha estado luchando contra los cerdos desde que los anglosajones le arrebataron esta tierra hace un siglo. Y continuará luchando hasta que le exterminen.


Óscar Zeta Acosta. La revuelta del pueblo cucaracha. Acuarela Libros y Machado Grupo de Distribución, 2013. Introducción: Hunter S. Thompson. Epílogo a la edición estadounidense: Marco Federico Manuel Acosta. Epílogo: Álex Portero. Traducción de Javier Lucini, con la colaboración de Tomás Cobos, Tracy Rucinski y Jesús Llorente.


Adrián Perez Castillo: La luz del abismo (y 2):



VEO AL HOMBRE

Veo al hombre que orina su fracaso,
al hombre que amanece en las aceras
eyaculando la amargura
sobre los pervertidos adoquines
empapados de vómitos;
se resbala en un menstruo de desgracias,
y absorbe el llanto de los perros
como si fuese vino rancio.
Maldice su desdicha,
maldice los recuerdos que le oprimen,
y tapona con sal las llagas
de los días sin sombra.
Camina comoo un sueño derrotado,
como una cruz besada por la niebla
hacia el fatal destino del origen
donde yace su vida,
usada como el coño de las putas.



Adrián Perez Castillo. La luz del abismo. Ediciones del 4 de agosto, Colección Planeta Clandestino, agosto 2013. Noticia: Enrique Cabezón. Ilustración: Miguel Angel García.


viernes, 25 de abril de 2014

Juan Ramón Jiménez: VIDA (y 3):

   CCXCII

   LIBRE


   Es difícil sin duda para el poeta mantenerse en su sitio social y poéticamente contra ocasión y circunstancia.
   Al que se mantiene entusiasta, en ese sitio conseguido en tiempo y espacio con su pleno trabajo vocativo y sobre lo remansado o lo violento circundante, por mucho amor y mucha consecuencia que haya demostrado en su vida a un sentimiento, una idea, lo popular por ejemplo, se le llama frío, ambiguo, neutro.   
   Pero no es "ambiguo, frío, ni neutro", sino "libre", amorosamente libre. Los otros, los que se amoldan a lo que ocurre o los que se balancean, lamentables equilibristas, entre lo que ha ocurrido, lo que ocurre y lo que puede ocurrir, los que dejan acaso una piedra eterna por una arena movediza son los neutros, que no tuvieron nunca la fe decisiva en su lugar, la profunda inamovilidad de su puesto en la vida.
   La obligación humana y divina del poeta es cumplir como hombre, libre por conciencia y esclavo gustoso por vocación, su encontrado destino.



   XC

   EXIJENTE, FEROZ, TERMINANTE

   De muchacho, entre los trece y los dieciséis años, yo era violento, terrible, ¿malo? Las escopetas me fascinaban. Tuve varias, muchas, desde las de salón, de balines, hasta las de dos cañones, de bala, pasando por una variedad considerable de modelos. Cazador de todo lo cazabe, mi escopeta hizo un daño largo en mis alrededores. Mataba por matar gorriones, mirlos, jilgueros, chamarices, palomos, cuervos, gallinas, gatos. Hasta a la pobre tortuga griega, tan apacible y apartada, le di un tiro en la concha, que por fortuna no le saltó más que una capa de carey. Por imprevisión, estuve a punto de matar a personas y de matarme yo mismo. Recuerdo que mi primo Ignacio Ríos, menor que yo, tenía un águila y la llevaba consigo a todas partes. Vino a vernos a Montemayor con ella y yo decidí matársela. Él corría, loco, con ella cojida por los picos de las plumas de las alas, y yo, detrás, le di un tiro contra la tierra. Al fin, mi pobre primo, no sabiendo qué hacer, la echó al agua de la alberca grande. Y allí se la maté.



Juan Ramón Jiménez. VIDA. Días de mi vida. Volumen 1. Editorial Pre-Textos, marzo de 2014. Reconstrucción, estudio y notas de Mercedes Julià y Mº Ángeles Sanz Manzano. Fotografía de la cubierta: Grete Stern.




Irreconciliables 2014 (y 3): Un poema de María Eloy-García:




LIFTIN INVERSO

el tiempo ese liftin inverso
que amontona pinzas en el patio
domestica el amor
te tutea en la tierra
fue también
cuando te quise
pasó tan rápido
trizaba las aceras
se columpiaba en las uñas
limaba nuestras costillas
de tan cerca
pero
cuando miedo sustituyó a tiempo
las ventanas eran de otra marca
no sabía quién me había regalado aquella
enciclopedia
me gustaba el zumo de naranja
y el hielo llenaba la nevera
bajé los ojos con sus pliegues
me eché la crema que no sabía
que me echaba
tomé el valor que me ardía en las pestañas
noté todos los orificios del pelo
batí una mayoneas recién cortada
y busqué
busqué en la espera una sala
un estar en el cuarto
y por un hilo que se descolgaba del mantel
me ví tan del mundo
que decidí hacer de figurante para siempre
y como todos los platónicos
me dispuse a hacer el amor
sólo de oído


María Eloy-García

Varios Autores. Irreconciliables 2014. Instituto Municipal del Libro, Ayuntamiento de Málaga, 2014. Impreso por Francisco Cumpián en los talleres de Árbol de Poe.




jueves, 24 de abril de 2014

Velpister: Cartel y Programa de mano del Musicoplastidrama del 25 de abril en a Casa das Campás de la Universidad de Pontevedra:

Mañana, Velpister, en Pontevedra:









No faltéis.
Merece la pena.









Jorge M. Molinero: Clip de vídeo & 2 poemas:

Esta mañana me apetece dedicarle este post al poeta Jorge M. Molinero, del que conservo muy gratos recuerdos de mis visitas a Valladolid. Precisamente, en el clip de vídeo, Molinero lo da todo recitando en la Plaza Mayor:




Jorge M. Molinero, está a punto de editar, en Lupercalia, su próximo libro, del que pronto espero hablar por aquí también, y del que te dejo con dos poemas, duros, lúcidos. Además se encuentra trabajando en otro poemario del que he tenido la fortuna de leer muchos de los poemas y que será, cuando lo termine, otro subidón de buena poesía y que a buen seguro sorprenderá a más de uno, y de dos también. Bueno, basta de rollo. Te dejo con los dos poemas:


DOCTOR

En esta planta
        todos
mueren de cáncer.
Eso, los más afortunados. Muchos
no sabemos qué nos pasa. De qué agonizamos.
Somos la primera generación que no
mejoramos la raza, que no
sobrevivimos a nuestros padres.

Y a ellos, únicamente se les ocurre
                 untarnos,
como a panecillos recién horneados
a la hora del desayuno.
                 Untarnos
dos veces al día
con NIVEA.


    Fotografía cedida por el autor.


SPY OF LOVE

Con el vaso de plástico
del café del hospital
oigo cesar los latidos en el útero.

Alguien deja marcada una cruz ensangrentada
en la antigua preñez para alejar la masacre.

Pero olvidé,
en la cerrazón del odio,
si debía esquivar aquella señal
o era mi objetivo principa.

Y por no preguntar 
arrasé con todo.


Jorge M. Molinero.





miércoles, 23 de abril de 2014

En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis (5): 1 poema de Rafael Calero Palma:


Esta antología, En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis, ha alcanzado, felizmente, después de dos reimpresiones, una segunda edición, en la que se incorporan 4 poetas que por error no estaban en la primera. Mañana, como ves en el cartel, se presenta en Granada. Te dejo con un poema de Rafael Calero Palma:



DÍAS DE ÓXIDO

Estos días,
inmoviles,
incoherentes,
locos de atar,
no pasan
en fila
de a uno.
Se amontonan
como coches
en el desguace,
completamente 
inútiles.

Estos días,
intranquilos,
taciturnos,
agonizantes,
tejen miedos
con hilo
de cristal,
graznan con voz
de cuervo herido.

Estos días
que deliran,
que se atragantan,
que se desdibujan,
se revisten
de una tristeza
antigua y nocturna,
como el insomnio
de los ancianos.

Estos días.
Los días
del óxido
en la piel.


Rafael Calero Palma.

Varios Autores. En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis. Bartleby Editores, 2014, 2º edición. Prólogo de Antonio Gamoneda. Fotografía de la portada: Manuel Gil.

Aquel agosto de nuestras vidas y 100 balas de plata clandestinas (1): Un poema de Isabel Bono y otro de Pepe Pereza:

Esta antología homenaje a Planeta Clandestino (colección de poesía de Ediciones 4 del agosto), recoge poemas de cada uno de los primeros cien libros de dicha colección. Número, por cierto, ampliamente superado a estas alturas. Me la regaló su editor, Enrique Cabezón, en Málaga, después de muchos años sin vernos. Gracias, tío. El libro contiene poemas de buena parte de la poesía contemporánea española y sus diferentes corrientes, con selección y prólogo de Nacho Escuín. Una antología que merece realmente la pena leer. Te dejo en esta primera entrega con un poema de Isabel Bono y con otro de Pepe Pereza:


PÁNICO ME DAIS
benditos

no quiero hablar de amor
para vosotros

no quiero pronunciar palabras dulces

no contéis conmigo para eso

a partir de mañana
dejaré que se escapen los cuervos
que guardaba en el pecho

estáis avisados


Isabel Bono




YA NO ME CABE MÁS HUMO DENTRO

Mi cabeza es un cajón vacío.
La monotonia de siempre
como parte indispensable del mobiliario.
La música no consuela,
aburrimiento, rutina.
La droga ya no cura mi espíritu roto.
Echo tanto de menos tu cuerpo abandonado,
tu sexo afeitado,
tus caricias regaladas,
tu boca profunda,
el entusiasmo de tus pechos.
No quiero palabras, ninguna palabra,
las tuyas tampoco.
Solo necesito usar tu cuerpo
un par de veces más.
Solo deseo lascivo,
solo carne
sin amor, sin "te quieros".


Pepe Pereza.


Varios Autores. Aquel agosto de nuestras vidas y 100 balas de plata clandestinas. Ediciones del 4 de agosto, septiembre de 2012. Introducción y selección Ignacio Escuín Borao.




martes, 22 de abril de 2014

Carmen del Río Bravo (y 2):

BOTAS DE CUERO: EN EL TAJO

Tonos múltiples de cronómetros hurtantes
Sonidos sordos de las máquinas que giran
Que empujan que mueven que empujan
Golpes sonoros de martillos y hoces
Voces cruzadas sumadas ignoradas
Tajos que se abren y que se cierran
                     y que se cierran y que se cierran
Andamios deslavazados supuestamente seguros
Esclavos nuevos del borde del imperio
Que perdieron guerras que no sabían que luchaban
Seres repetidos enfrente unos de otros, unos juntos a otros
A los pies de la luz, del juego, de la altura
Seres luminosos más bien en la caída
Calzan en sus cueros botas con metal en la punta.




[DECÍA QUE A ELLA NADIE IBA]

Decía que a ella nadie iba
          voluntario
          a propósito
que los llevaba de la mano el vodka
                       -o cualquier alcohol de raíz grano o fruto-
o el miedo atroz a la mañana
                       -mucho más cruel que el de a la oscuridad-

Sabía que ella también sólo aceptaba
          muchas veces
          compañía
que le calentara el cuerpo
                       -o cualquier lugar entre nariz y pies-
que le ahuyentara el cerval miedo
                       a cruzar sola algunas madrugadas.

Quienes saben de esas cosas
dicen que el lugar poblado más frío en la tierra es
Oymyakon, en la rusa Yakutia.
Yo
          que sólo sé lo que toco huelo oigo veo saboreo invento
sólo digo
ella
que tenía hielo por manos
que tenía siempre la nariz fría
que tenía los pies helados
y se llamaba Siberia.



Carmen del Río Bravo (inéditos)


En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis (4): 1 poema de Almudena Guzmán:



DESAYUNO CON DIAMANTES

Os marcháis a trabajar y aquí nos quedamos nosotros
bajo el arresto domiciliario del paro.

El café es amargo en Europa.

Cuando lo hay.

Y la cama sin hacer una metáfora de la vida.


Almudena Guzmán.

Varios Autores. En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis. Bartleby Editores, 2014. Del prólogo: Antonio Gamoneda. De la fotografía de portada: Manuel Gil.



lunes, 21 de abril de 2014

Óscar Zeta Acosta: La revuelta del pueblo cucaracha (1):

Álex Portero es otro hombre, otro poeta de palabra. En Madrid me dijo que me enviaría un ejemplar de este libro, La revuelta del pueblo cucaracha, de Óscar Zeta Acosta, inmortalizado en su día por Hunter S. Thompson en su Miedo y asco en las vegas, y el pasado sábado ya lo tenía en casa. Todavía estoy en proceso de lectura, pero te adelanto que te encontrarás con un estilo narrativo gonzo, una historia autobiográfica en la que Óscar Zeta Acosta te cuenta sus años como abogado y activista político y otras historias. Esta novela, además, viene con un prólogo de Hunter S. Thomson y con un epílogo del mismísimo Álex Portero. Así que desde aquí: muchas gracias, Álex, poeta, tío, por este inmenso regalo.



   VEO QUE SALE HUMO por una de las ventanas del colegio. ¡El caos! Los bomberos con sus cascos acarrean mangueras flexibles hacia el fuego. Un cubo de basura de metal pesado sale volando por otra de las ventanas. Un coche de policía se dirige hacia los estudiantes sentados.
    Desde la multitud que ocupa la acerda, hasta casi un millar de personas, vuelan por los aires huevos y botellas. Un huevo impacta en el coche. El parabrisas se vuelve amarillo con la yema.
    Los policías ya están empezando a golpear en serio. Veo caer a una chica con un poncho naranja. Un policía la levanta y ella le cruza la cara con el bolso. Varios muchachos acuden raudos en su defensa pero otros policías les hacen retroceder a golpes. Ahora se están llevando a algunos estudiantes a los furgones. Los policías están empezando a arrestar a los manifestantes que llevan pancartas. Aguardo y miro. ¿Qué puedo hacer? Llevo mi maletín de Industrias Goodwill, pero no nos encontramos ante un tribunal. No se trata de una vista. No tengo licencia para ejercer en las calles. ¿Qué coño puedo hacer?



Óscar Zeta Acosta. La revuelta del pueblo cucaracha. Acuarela Libros y Machado Grupo de Distribución, 2013. Introducción: Hunter S. Thompson. Epílogo: Álex Portero. Traducción de Javier Lucini, con la colaboración de Tomás Cobos, Tracy Rucinski y Jesús Llorente.

Irreconciliables 2014 (2): Un poema de José María Parreño:



El amor me llevó de la mano
y el dolor a empujones

El amor y el dolor
fueron mis maestros

O dicho de otro modo:
el primero esbozó
la mejor versión de mí mismo
y el segundo
poco a poco
la pasa a limpio.


José María Parreño.

Varios Autores. Irreconciliables 2014. Instituto Muncipal del Libro, Ayuntamiento de Málaga, 2014. Impreso por Francisco Cumpián en los talleres de Árbol de Poe.



domingo, 20 de abril de 2014

Adrián Perez Castillo: La luz del abismo (1):



JÓVENES

Los buenos nos morimos jóvenes,
dejamos el recuerdo de las huellas
forjadas en la vida,
el llanto y el dolor por unos labios
que nunca fueron hierba
nacida por el roce de otros labios.
Siento el profundo abrazo de la noche
que se cierne en las sombras y en el bosque
que susurra lamentos.
Las piedras beben lágrimas
cuando el cuerpo se ausenta, cuando el luto
cubre las sábanas y el melancólico
silencio del vacío dormitorio
yace como estos párpados de sombra
que se cierran al mundo.
Existe un prisionero en mi mirada,
la oscuridad me encierra
a través de la hora más oscura;
todo serán recuerdos,
historias del pasado que se apagan
como una vela.
Los buenos nos morimos jóvenes,
morimos con las luces del invierno
y dejamos la vida
como el silencio de un burdel vacío.



Adrián Perez Castillo. La luz del abismo. Ediciones del 4 de agosto, Colección Planeta Clandestino, agosto 2013. Noticia: Enrique Cabezón. Ilustración: Miguel Ángel García.


Juan Ramón Jiménez: VIDA (2):




   CLXXVI

   LAS TARJETAS

   Hoy he estado rompiendo las tarjetas de visita que fueron de mi padre. Eran muchas; había tres cajas llenas de tarjetas marfileñas, intactas, perfumadas, con el nombre de mi padre litografiado en grandes letras inglesas, y los del pueblo y la calle en otras más pequeñitas.
   Entonces, mientras yo rompía las tarjetas, me ha dolido un poco el corazón. ¿Por qué me ha dolido el corazón? Yo acababa de escribir a Rubén Darío; la mañana era blanca y azul; había una tregua de gracia en estos días del pueblo, de este pueblo en que se habla a gritos y en donde no hay sino campanas de muertos, suspiros y sol... Pero, no sé, mi corazón debe de estar lleno de rosas secas y con un suspiro del aire se puede morir una rosa.
   Cuando mi padre se vestía de negro -la levita, el chaleco bordado de seda, el sombrero de copa- cojéria unas tarjetas de esas que yo he roto esta mañana y, con su cuidado de siempre, las guardaría en su tarjetero. Después, el bastón; después, lentamente, a la calle. Todos los vecinos lo admiraban: "Vaya usted con Dios, don Víctor...". Mi padre era muy bueno y siempre apartó las piedras del camino para que los demás no tropezaran.
   Un día -un día como hoy-, día azul con flores, alguien -¿quién?- romperá mis tarjetas de visita.


Juan Ramón Jiménez. VIDA. Días de mi vida. Volumen 1. Editorial Pre-Textos, marzo de 2014. Reconstrucción, estudio y notas: Mercedes Juliá y Mª Ángeles Sanz Manzano. 

  


sábado, 19 de abril de 2014

Antonio Fernández Molina: Breve antología poética (1):




APRISA UN HUECO APRISA

Aprisa un hueco aprisa. Hay que dejar un hueco.
Aprisa aprisa.
Dejad un sitio libre
y colocad un plato.
No os encojáis de hombros.
Este hombre
lo necesita con urgencia.
Prestadle una chaqueta,
dadle un sello,
pues también necesita
enviar un mensaje, solicitar
amor y otros socorros.
Os suplico una pausa
y prestadme atención
sin divagar ni discutir.
Ahora sólo importa
atender esta urgencia.
Es un hombre y también ama la vida,
sus manos son las nuestras.
Piensa, como nosotros,
es como cualquiera de nosotros.
Escuchadme, no me obliguéis a dar gritos.
Un hombre quiere vivir,
unn hueco, aprisa un hueco.


Antonio Fernández Molina. Breve antología poética. Ediciones del 4 de agosto, mayo 2013. Prólogo y selección: Raúl Herrero. 


Vicente Drü: 3785 mg (y 2):



CARTWRIGHT

Metilfenidato 18 mg

Yo no quiero ver a los vecinos desnudos,
ni espiar a los políticos cuando estén en el baño,
no quiero robar comida,
ni por capricho,
ni por desgana;
no quiero abrir las cajas de los bancos
y acumular como un pelícano
cadáveres en la boca,
no quiero caminar sobre el agua y hablar solo,
ni corretear en bragas por los teatros,
ni asaltar bibliotecas,
ni llevarme a casa pesadas antigüedades.
No quiero fumar en los hospitales,
ni hacer fotografías de los líquidos petrificados,
ni reírme de la gravedad,
ni tocarte sin permiso,
ni besarte,
ni refregarme en tu pierna
sin una palabra de ánimo a continuar...

Eso está bien cuando eres un niño,
que ve la tele
con la barbilla ensangrentada
y piensa que el cosmos
le pertenece por derecho.

Yo quiero ser visible,
y que me persigan los relojes.


El Trastorno de oposición desafiante implica una pauta recurrente de conducta hostil, negativista y desobediente hacia las figuras que representan autoridad, asociado a desórdenes por falta de atención o ansia de libertad.


Vicente Drü. 3785 mg. Canalla Ediciones, 2014. De la portada: Vicente Drü.

viernes, 18 de abril de 2014

Cancha (1):

Esta etiqueta, Cancha, está reservada, desde ya, para esos post con enlaces a sitios en los que se menciona mi nombre, en los que se me da cancha, con motivo de mis libros o de antologías en las que he participado o de lo que sea, siempre que tenga que ver, de algún modo, con mi trabajo como poeta y narrador. Así que sin más dilación, empiezo con:


un enlace a una librería vallisoletana a propósito de mi primera presentación de El lenguaje de los puños:


sigo con un más que recomendable artículo de Mario Crespo, que tiene que ver con inicios y experiencias literarias, en su blog:


paso ahora a otro escritor, a José Ángel Barrueco, con un artículo igual de recomendable que el de Mario, a la par que ilustrativo, también relacionado con la literatura, en su blog:


Ahora te dejo con una foto mía, hecha por Demian Ortíz, y que tiene que ver con este enlace, sobre el documental Perdidos. Un lugar para encontrar:


Fotografía de Demian Ortíz


continúo con un post de Rafael Calero Palma a propósito de la antología En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis:


y finalizo con un post de un programa de radio en el que el escritor Patxi Irurzum tiene buenas palabras para mi libro El lenguaje de los puños, como también para los últimos libros de Vicente Muñoz Álvarez, Baco, Ana Pérez Cañamares o Ángel Petisme; Patxi empieza a hablar a partir del minuto 23 o así:



A todo ellos: Muchas gracias.